A la hora de crear tu campaña de Email Marketing, definir el target es esencial para que tenga éxito. Para poder conectar con tu audiencia, debes saber a quién le hablas. Por este motivo, hoy te contaremos qué es un target, cómo funciona y cómo aplicarlo a tu negocio. 

 

¿Qué es un target?

El significado en español de la palabra target es “objetivo”. Por eso, se emplea para referirse al comprador ideal de un grupo de productos o servicios. O sea al segmento del público al que estará dirigida la campaña de marketing en cuestión. En otras palabras: el público objetivo.

Para diferenciar al público total del que realmente estará interesado en tu marca, debes ayudarte de distintas variables como edad, sexo, ocupación, nacionalidad, intereses u opiniones. Cada una de estas variables crea un segmento homogéneo y diferenciado del resto del público. De ahí que se le llame segmentación de mercado a la tarea de especificar el público objetivo.

 

¿Por qué es importante el target? 

Su importancia reside en que te ayudará a definir quienes serán las personas propensas a interesarse por el producto o servicio que ofreces. Es decir, la parte de los consumidores que con mayor probabilidad te comprarán. Aquí te contamos sus ventajas:

1. Optimiza presupuesto, tiempo y esfuerzos

Al saber a quién te diriges, podrás optimizar tu presupuesto de campaña, evitando intentos de prueba y error. Esto, por supuesto, te ahorrará dinero, tiempo y esfuerzo, ya que el perfil de tu cliente ideal indica qué es lo que funciona y lo que no.

2. Acierta con el lenguaje y los canales de comunicación

Saber a quién le hablas te permitirá elegir el lenguaje: si es formal o informal, si utilizarás frases de moda entre los jóvenes, entre otros. Asimismo, podrás concentrar tus esfuerzos dependiendo del canal por el cual se comuniquen: email, Instagram, Facebook, etcétera.

3. Mejora el engagement de los consumidores

La segmentación te permitirá descubrir las necesidades y preferencias del cliente ideal, qué tipo de productos o servicios busca y a través de qué medios, qué características le llaman más la atención, etcétera. Esto te ayudará a establecer un vínculo poderoso con ellos.

 

¿Cómo definir tu target? 4 pasos para conocer tu público objetivo

 

Existen diferentes tipos de segmentación que pueden emplearse tanto individualmente como combinadas según lo que necesite tu negocio. Los principales son: 

1. Demográfico

Los aspectos a tener en cuenta en este caso son: edad, sexo, lugar de residencia o nacionalidad, estado civil, etc. 

2. Sociocultural

Como supondrás, no todas las personas con la misma ficha demográfica tienen las mismas necesidades, preferencias e intereses. Por eso, añadir variables socioculturales te ayudará a mejorar el perfil: nivel educativo, ocupación, ingresos, idiomas, valores, creencias y costumbres, son algunos ejemplos.

3. Psicográfico

Esta segmentación te ayudará a especificar los rasgos de personalidad de tu cliente ideal. Puedes centrarte en sus temas de interés, hobbies, actividades frecuentes, hábitos de consumo, etc. Por otro lado, también debes tener en cuenta su postura frente a ciertos puntos que pueden influir en sus decisiones de compra como, por ejemplo, la preocupación por el medio ambiente. 

4. Digital

En 2021, dejar de lado la digitalización es impensado. Para que tu estrategia de marketing tenga éxito en el mundo digital, debes conocer el comportamiento de tus posibles clientes. Algunas preguntas a las que deberás dar respuesta son: 

  • ¿Cuál es su frecuencia de navegación?
  • ¿Desde qué dispositivo acceden a internet?
  • ¿Cuáles son sus hábitos de búsqueda?
  • ¿Qué redes sociales usan?

 

¿Cómo segmentar a tus contactos  en Email Marketing?

La segmentación se utiliza en Email Marketing para dividir las bases de datos de clientes o suscriptores en grupos más reducidos basados en diferentes criterios, como sus intereses o su localización. Esto permite que las listas y campañas de email marketing adapten los contenidos a distintos perfiles.

En EnvíaloSimple, segmentar es muy fácil y puedes encontrar un tutorial paso a paso súper claro para hacerlo.

 

¡Comienza hoy!

La creación del target y la segmentación son mucho más profundas y lo ideal es que puedan basarse en datos y no solo en suposiciones. Lo importante, sin embargo, es que comiences a implementar estos puntos para delinear tus comunicaciones y que no dejes afuera a posibles compradores. Escucha a tus clientes, presta atención a los mensajes que recibes en redes sociales y asegúrate de enviar mails personalizados a tus suscriptores. 

La segmentación de la base de datos de clientes y la personalización de los mails es una estrategia imprescindible para generar más conversiones en tu negocio.  Si aún no haces Email Marketing, ¡este es el momento! Puedes crear tu cuenta gratuita de EnvíaloSimple hoy mismo y recibir 1.000 envíos gratuitos por mes.