La gigante red social nuevamente se encuentra envuelta en una cuestionable acción que pone a los usuarios vulnerables a las publicidades con o sin su convencimiento.

De acuerdo con un informe de Gizmodo publicado hace pocos días, Facebook ha cambiado su política sobre la recopilación de datos de ubicación y ahora hace imposible que los usuarios eviten ser rastreados con fines publicitarios, aún cuando así lo configuren en sus preferencias.

Un portavoz de Facebook declaró que la compañía no usa los datos de WiFi para rastrear las ubicaciones de los anuncios si un usuario tiene “Servicios de ubicación” desactivados, aunque si  usa información de IP, y otros datos como los registros y la ciudad actual en la cuenta de un usuario independientemente si éste tiene o no activada la función de ubicación. Es decir “No hay forma de que la gente deje de usar la ubicación para los anuncios por completo”, dijo el portavoz de Facebook a Gizmodo.

La privacidad, una ilusión

Aleksandra Korolova es profesora adjunta de ciencias de la computación en la Universidad del Sur de California, y comprobó,  en un excelente trabajo de investigación que puedes leer aquí, que en realidad era imposible evitar que Facebook la siguiera.

“Los controles de ubicación proporcionados por Facebook dan una ilusión de control sobre los datos que informan la experiencia publicitaria de uno, no el control real” – afirmó.

Korolova además explicó que es muy sencillo burlar el sistema de segmentación georeferencial de la red social, que exige un radio de una milla, utilizando la opción de ubicaciones excluidas, como puedes ver a continuación. Este truco le permitió mostrar los anuncios inclusive en una ubicación restringida a una sola vivienda.

Conoce los ingresos, gustos y familia de una sola persona

El mismo estudio explica cómo es posible conocer con detalle todas las preferencias de una persona, aprovechándose de la versatilidad de sistema publicitario de Facebook, y el escaso respeto por la privacidad de los usuarios. 

¿Cómo? Realizando la publicidad a personas específicas, (se puede adjuntar los mails de las personas a las quieres mostrar la publicidad), y aplicando filtros de segmentación pudo obtener con alta precisión información como ingresos netos, estado de la relación, valor de su vivienda, Edad , intereses o frecuencia de sus viajes.
Como lo probó con sus amigos y conocidos con su consentimiento, verificó que los datos eran ciertos.

El descargo de Facebook y el beneficio para los anunciantes.

Facebook sostiene que proporcionar anuncios relevantes basados ​​en la ubicación de un usuario proporciona una mejor experiencia.

La red social de Mark usa datos de ubicación para asegurar que están brindando un buen servicio a su comunidad.  Ya sea para que vean Facebook en el idioma correcto, o bien para mostrar a que eventos y anuncios cercanos para empresas que son locales para ellos.

Pero en una época en que la privacidad en línea se está convirtiendo en una preocupación cada vez mayor, ¿el control completo sobre el seguimiento de la ubicación no sería la mejor experiencia para el usuario? 

Por último, cabe destacar que para los anunciantes, esta imposibilidad de evitar que Facebook conozca tu ubicación, permite mostrar tus anuncios en ubicaciones específicas con excelente precisión.